Ediciones anteriores > 2012 > Entrevista: José Manuel López López >

Entrevista: José Manuel López López

El reconocido compositor José Manuel López nos habla de su obra Impresiones y paisajes 

 

¿Cómo acoge el encargo de componer una obra para guitarra dirigida a formar parte de un concurso?

Con mucha alegría. En primer lugar por ser la guitarra el instrumento con el que me inicié en la música y también por tener la certeza de que muchos jóvenes intérpretes van a trabajar con toda su energía e ilusión mi obra para intentar ganar este concurso, lo que es una gran suerte para mí. Poder escuchar de forma concentrada mi obra, en muy diversas versiones, sabiendo que cada intérprete va a dar lo mejor de sí mismo es magnifico, pues el propósito principal cuando uno escribe una obra es que llegue al oyente en las mejores condiciones posibles, lo que sin duda ocurrirá en el transcurso de este concurso.

¿Qué ha inspirado el proceso de concepción de esta pieza?

He querido condensar en Impresiones y paisajes, título que hace referencia a la obra del mismo título de Federico García Lorca, el sentir musical de mis últimas composiciones, en relación a la armonía, al tiempo y micro tiempo (granulación métrica) y a las llamadas técnicas extendidas instrumentales, a través de un instrumento solista, tan querido por mí como antes decía, como la guitarra. He querido explorar territorios inhabituales y nuevos del instrumento.

Hay en esta obra un comienzo claramente armónico, en el sentido espectral del término, que muestra mis orígenes y mi convencimiento de que el sonido y su contenido genético es hoy una de las principales vías en la composición. Por otra parte, las características físicas del instrumento y el aspecto idiomático de éste, es decir las acciones y posiciones de las manos, me han influenciado fuertemente. Ambos gestos, el físico y el musical, en estrecha combinación se refuerzan, aligeran el discurso y clarifican la direccionalidad y articulación y en consecuencia la escucha.

¿Le condiciona mucho que se trate de un trabajo por encargo?

Los condicionantes de un encargo normalmente suelen ser muchos: duración, instrumentación, lugar del estreno y condiciones acústicas, intervención de la electrónica o no, que la obra esté escrita para un determinado intérprete o no, que vaya a ser presentada en un determinado marco, festival o temática, etc. Estos condicionantes en ningún caso son negativos, aunque afectan a la propia obra y en ocasiones a su esencia. Estoy pensando por ejemplo en una obra que actualmente escribo para barítono y 15 músicos, que será estrenada en una iglesia diseñada por Le Corbusier, que tiene una reverberación de 10 segundos; o en otra para vibráfono y transformaciones electrónicas, donde la intervención de la tecnología es condición sine qua non para el resultado final.

Lo que sí me condiciona y no me gusta (aunque el problema no tenga solución) es tener fechas límites para la entrega. Lo ideal sería recibir el encargo después de haber escrito la obra, pero el orden de la secuencia nunca, o casi nunca es así. Dicho esto y en relación aImpresiones y paisajes debo decir que en este aspecto me he sentido muy cómodo, he dispuesto del tiempo necesario para escribir la obra sin un exceso de adrenalina (también necesaria) como muy frecuentemente suele ocurrirnos a muchos compositores. Recuerdo el periodo de composición de Impresiones y paisajes como un tiempo placentero, relajado y de disfrute personal, lo que no siempre ocurre, pues a veces las obras son partos difíciles.

¿Está satisfecho con el resultado?

Sí, mucho. Creo que he logrado concentrar en un instrumento solista y complejo, pues la guitarra es un instrumento técnicamente difícil y frágil dinámicamente hablando, mis ideas en relación al micro-tiempo y a la armonía. Creo que he logrado lo que para mí es capital a la hora de componer una obra; es decir, entrar y hacer entrar a los oyentes en estados de animo y de escucha que me transformen, que me/nos lleven a lugares desconocidos e imprevisibles.

Para finalizar, ¿qué les diría a aquellos concursantes que se acercan por primera vez a la partitura Impresiones y paisajes?

Les diría que aborden el estudio e interpretación de la obra siguiendo esta máxima del gran poeta japonés Matsuo Basho:

“No sigas las huellas de los antiguos, busca lo que ellos buscaban”.

 Mi agradecimiento al Concurso internacional de Guitarra Alhambra por este encargo y apoyo a la nueva música y a José Luis Ruiz del Puerto, magnífico guitarrista y amigo, por su inestimable ayuda durante la composición de la obra.

José Manuel López López

                                                                                                                                                                      París 3 de febrero de 2012